Perra Duda

Cada vez que tenía oportunidad, Alejandro se vanagloriaba de ser toda una autoridad en materia de relaciones sexuales. Toda una máquina de placer.

Presumía de ser algo así cómo el Muchacho Chicho “…Experto en las artes carnales, cinta negra de los revolcones, guerrillero de las sabanas…”

Pero el efecto que causaba entre quienes llegaban a escucharlo no era exactamente de admiración, sino más bien todo lo contrario:

“Dime de qué presumes y te diré de qué careces”, Era el comentario de sus escuchas, que seguía después de sus alardes.

Un día alguien se atrevió a preguntarle.

“¿Y cómo sabes que eres realmente bueno? ”

Alejandro alzó las cejas, frunció un poco el ceño y se tocó la barbilla antes de contestar. Como que meditó un poco.

“Simplemente lo sé. Lo veo. Lo siento. No sé cómo explicarlo pero es bastante obvio”.

“Órale…”

Lo único obvio era que este cuate tenía una muy fuerte autoestima y, quizá, un débil sentido de lo que es la autocrítica. Allá él y sus alardes. Solamente sus parejas son quienes podrían confirmar o contradecir sus presuntas glorias.

Pero de verdad ¿Es posible darse cuenta de si uno es un buen amante? ¿Cómo podríamos saberlo? Ellas gritan, ellas gimen, se estremecen, etc. Y uno se siente el rey. ¿Pero qué tal que nomas están fingiendo?

Más allá de las señales que podrían parecer lógicas(Que griten, que giman, que aúllen, que te manden al carajo en plena acción o que  ya no quieran una segunda o tercera vez, por ejemplo), uno puede intentar averiguar su desempeño preguntándole directamente a la pareja. Aunque no sirve de mucho. Eso creo yo. Si te juran que eres lo máximo ¿Serán sinceras… o simplemente intentan ayudarte para que no te sientas mal? Si te dicen que no, que eres realmente malo ¿Será porque así es o porque sólo quieren fastidiarte?

Te digan lo que te digan no puedes evitar tener la perra duda.

¿Cómo podría entonces alguien presumir de algo de lo que no está seguro? Al menos yo no estoy seguro de nada. Por eso no presumo nada tampoco.  ¿Cómo puede uno vivir creyendo que es lo máximo? ¿Y si resulta que no es cierto?

Supongo que hay preguntas que mejor no debería uno hacer.  La respuesta podría tener consecuencias no muy agradables ¿Verdad? Así pues… mejor vivir con la duda que vivir en el engaño.

Y también ¿Qué tan incomodo o de mal gusto es para las mujeres que les pregunten sobre esas cosas?

Lo que me lleva a otra duda: ¿Tan difícil es para las mujeres decirnos que no lo estamos haciendo bien?

 

 

 

Anuncios

2 thoughts on “Perra Duda

Dime algo...

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s